Agrega un SSD a tu PC

Disco duro SSD, ¿Qué es?

SSD es el acrónimo de Solid State Drive o lo que es lo mismo unidad de estado sólido. Este término se usa para denominar la nueva generación de dispositivos de almacenamiento para PCs. En estos al contrario que ocurre con los discos duros rígidos se utiliza una memoria formada por semiconductores para almacenar la información parecida a la que puedes encontrar en otros dispositivos como los pinchos USB o las tarjetas de memoria de las cámaras digitales.

¿Cómo funciona un disco duro SSD?

Estos poseen dos zonas de memoria, una en la que se guarda toda la información aunque deje de tener corriente eléctrica y otra, de mucho menor tamaño, que actúa de cache acelerando los accesos. Todo este sistema es gobernado por un controlador que actúa coordinando los distintos elementos.

¿Qué obtengo al adquirir un disco duro SSD?

Las ventajas respecto a un disco duro tradicional son varias:

Rapidez. Tanto en la búsqueda de los datos como en las lecturas posteriores. En una unidad de este tipo el tiempo que tienes que esperar hasta obtener el flujo de datos es siempre el mismo. No es necesario desfragmentar ya que estén o no contiguos los datos las unidades funcionan igual de bien.

Mayor resistencia. Al no tener componentes móviles responden mejor tanto a las vibraciones como a los golpes. Ideales para dispositivos que se vayan a transportar encendidos.

Menor consumo. Necesitan menos potencia para funcionar. Esto los hace ideales para dispositivos portátiles, además significa que se desgastan menos debido al calor y por lo tanto su vida útil aumenta.

Menor ruido. Otra ventaja más de no tener partes móviles.

¿Tienen algún inconveniente los discos duros SSD?

Su único problema aparte de su precio es que los discos duros SSD debido a su modo de funcionamiento tienden a ser más rápidos cuando se empiezan a usar y van perdiendo velocidad con el tiempo. Esto que era un grave problema en las primeras generaciones parece que ya no lo es tanto.

NDR: Otro inconveniente (a la fecha) es que los SSD no “avisan” antes de morir, como sí lo hacen sus hermanos mecánicos. Esto nos obliga a contar siempre con un repaldo o backup de toda nuestra información.

 

¿Cuál es su precio?

Los SSD suelen ser mucho más caros que los discos mecánicos tradicionales y es ésta su principal limitación hoy en dia.  Es por esto que los tamaños más asequibles alcanzan apenas algunas cientos de gigas, en lugar del terabyte (mil gigas). Hay varias marcas y modelos dentro de las mismas marcas. Usamos Kingston solo como referencia y la serie UV400 ya que tiene buenas críticas.

  • Disco Solido Kingston 120gb Ssd: 1.300 ARS-
  • Disco Solido Kingston 240gb Ssd: 2.000 ARS-
  • Disco Solido Kingston 480gb Ssd: 3.800 ARS-

¿Dónde conviene aplicarlo?

Los SSD se pueden instalar tanto en PC de escritorio como en notebooks o ultrabooks. Aceleran notoriamente los tiempos de inicio del sistema operativo, como así también el inicio de las aplicaciones. Efectivamente, hay un antes y un después; con esto quiero decir que el que haya probado un SSD en su computadora, ya no querrá instalar un disco mecánico.

Ahora bien, debido a los altos precios de las unidades sólidas, existe una solución de compromiso que es la siguiente. Instalar un SSD de 240 GB para nuestro sistema operativo (Windows por ejemplo) y los programas que más utilicemos y no más de un par de juegos. El resto de la información y todos nuestros archivos de datos, música, imágenes, videos, etc. , los seguiremos guardando en nuestro disco mecánico. En definitiva, por unos 2000 pesos (ARS) podremos mejorar notoriamente el rendimiento de nuestra PC, conservando también el disco mecánico.

¿Qué cuidados debo tener?

Un problema de los SSD es que tienen una limitada cantidad de escrituras (en las memorias). No es tan limitada esta cifra, pero si dejamos que Windows haga uso y abuso de nuestro nuevo disco, en poco tiempo acabará por dañarlo. Para protegernos del malvado Microsoft, hay que tomar algunos pocos recaudos modificando la configuración del sistema operativo. Esto lo podemos hacer nosotros mismos si nos damos maña o pedirselo a quien nos haya instalado el disco.

  • Desactivar indexación del disco.
  • Otro punto es desactivar el servicio de WSearch
  • Deshabilitar defragmentar.
  • Desactivar Superfetch y Prefetch
  • Pasar el manejo de memoria virtual al disco mecánico.
  • Desactivar Hibernación
  • Desactivar Restauración del sistema

 

Esperamos que te animes a instalar un SSD en tu PC. Te cambiará la vida. Esperamos tus comentarios.

 

 

Podes recomendar o seguir nuestros post:
 

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *